jueves, 31 de marzo de 2011

MOLLETE CON CHORICITO, SALSA CHIPOTLE Y CEBOLLA CARAMELIZADA

DIA 281
Hola!!!!!

Algunas veces he comentado mi admiración por el cocinero Dani García. Tengo la suerte de tener una de las "moragas" que tiene repartidas por el mundo cerca de casa, y se ha convertido en uno de mis santuarios. Allí suelo pedir una tapa que me encanta: un molletito con chorizo, cebolla caramelizada, alioli de mostaza y salsa mexicana chipotle (que conocí degustando este manjar).
Visitando el otro día una feria de productos de México dí con esta deliciosa salsa y compré un frasco.
Por otro lado, hice un pedido a una carnicería de Ubeda (Jaén), ya que me recomendaron encarecidamente los chorizos caseros y la morcilla en caldera que se preparan allí. En ese pedido incluí una tarrina de picadillo de chorizo, que debe ser algo parecido a lo que deben utilizar en "la moraga" para preparar el plato que os comentaba al principio.
Desde luego se ha dado una mezcla de felices coincidencias para que intente recrear esta comida que tanto me impactó: una mezcla de culturas con sabores malagueños -el mollete antequerano-, mexicanos -esta rica salsa picantita-, y ubetenses -con sus fantásticos embutidos-...y creo modestamente que el resultado ha sido magnífico!
Espero que os guste.


INGREDIENTES


300 gr de picadillo de chorizo.
2 Molletes de Antequera (medianos).
1 Huevo.
1 Cucharada de mostaza (dulce).
1 Cebolla.
Aceite de girasol o maíz.
Salsa chipotle.
Sal y pimienta al gusto.


PREPARACION


En un vaso batidor agregamos el huevo, una pizca de sal y la cucharada de mostaza. Con la ayuda de una batidora eléctrica, batimos bien hasta conseguir una textura espumosa. Seguidamente vamos incorporándole poco a poco el aceite de girasol, la cantidad de aceite será mas o menos unos 120 ml.

Seguimos batiendo hasta obtener la textura deseada. Rectificamos sal y reservamos en la nevera.

Pelamos y cortamos en juliana la cebolla. En una sartén caliente, agregamos unas 3 cucharadas de aceite de girasol, agregamos la cebolla y pochamos hasta que tome un color caramelo suave. Seguidamente le agregamos una pizca de sal y sofreímos un par de minutos más. Luego, retiramos del fuego y reservamos.

En una sartén, agregamos el picadillo de chorizo y vamos sofriendo a fuego medio. Dejamos al fuego sin dejar de remover unos 5-7 minutos o hasta notar que está doradito.

Cortamos los molletes a la mitad y calentamos en una plancha. Cuando los panes obtengan una temperatura templada, le agregamos el alioli de mostaza a ambas caras de cada pan. En una mitad colocamos la cebolla caramelizada de base, sobre esta el picadillo de chorizo, luego agregamos la salsa chipolte (una buena cantidad) y si desean pueden agregarle un poco más de alioli de mostaza.

Cubrimos con la otra mitad y a comer!!!!!!


Mi impresión es que el picadillo de chorizo está de lujo, como todos los maravillosos embutidos que podemos encontrar en estas fascinantes tierras andaluzas. La combinación de este producto con el sabor picante de la salsa chipotle y la suavidad del alioli de mostaza es un disfrute total. El mollete antequerano es sumamente suave, y si lo rellenamos de esta manera es sublime. Yo estoy completamente enamorada de esta comida. Esta de lujo!

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

miércoles, 30 de marzo de 2011

PANES DE ROMERO Y AL ANIS

DIA 280
Hola!!!!

Tengo un querido amigo músico, trompetista -el mejor que he conocido- compañero de mi esposo en la Granada Big Band que se llama Miguel Romero Alanís. Él siempre bromea con que le han dicho en ocasiones que tiene un nombre muy culinario.
Hoy, como de costumbre, pensando en qué preparar, se me vino a la cabeza este amigo, quizás porque ayer por la madrugada mi esposo tuvo ensayo con la agrupación granadina. Me acordé de sus apellidos "romero, al-anís" y como da casualidad de que es más bueno que un pan, pues hallé la solución: hoy he preparado un pan de romero y un pan al anís en homenaje a mi amigo Miguelillo!!
Además fue padre el pasado año y todavía debo la pertinente visita al pequeño Alvaro y la mamá Isa, y a menudo me acuerdo con alegría de todos ellos.
Esperando verlos pronto, va para ellos este pequeño pero a la vez gran e importante homenaje!
Espero que os guste.


INGREDIENTES


500 gr de harina de trigo.
50 gr de levadura en pasta (la especial para hacer pan).
1 Cucharada de fructosa.
2 Huevos.
10 Cucharadas soperas de leche líquida.
30 gr de mantequilla.
2-3 Cucharadas de anís molido.
2-3 Cucharadas de romero.
1 Pizca de sal.
Sal maldon para decorar.


PREPARACION


En un bowl agregamos la harina de trigo, la fructosa y la sal. Mezclamos bien con una cuchara de madera para que se integren bien todos los elementos.

En un cuenco agregamos la leche y la calentamos hasta que esté a punto de ebullición, luego la retiramos del fuego. Agregamos allí la levadura y mezclamos bien para que la leche y la levadura formen una crema.

Hacemos un hueco en el centro del bowl donde tenemos los ingredientes sólidos y añadimos la leche, la mantequilla derretida y los huevos.

Amasamos bien durante unos 10-15 minutos. La primera fase del amasado será más complicada ya que la masa se nos pegará más a las manos, pero a medida que vayamos amasando esta se irá despegando poco a poco y cada vez podremos trabajar la masa con más facilidad.

Cuando obtengamos una masa brillante, homogénea y consistente la cortamos en dos mitades; A una mitad le agregamos el anís y a la otra el romero. Amasamos de nuevo cada una de las variedades de masa durante unos 5 minutos para que tanto el anís como el romero se adhieran a la preparación.

Elegimos el molde a utilizar, lo enharinamos y emantequillamos. Damos la forma deseada a nuestros panes (yo le he dado una forma ovalada), con la ayuda de un cuchillo le hacemos una rayas en el centro y dejamos reposar durante una hora en un sitio sin corriente de aire.

Nota: Yo he utilizado para decorar un poco de sal maldon sobre cada pan. Esto ya es a gusto de cada quien.

Al transcurrir este tiempo precalentamos el horno a 170ºC.

Introducimos el pan y horneamos a 170ºC los primeros 20 minutos, luego subimos la temperatura a 190ºC y cocemos unos 35 minutos más.

Luego retiramos del horno y dejamos reposar unos 5 minutos antes de comer.


Mi impresión es que tanto en el aspecto sentimental, como en el gustativo estos panes están completamente deliciosos. La corteza bien tostadita y el interior del pan súper esponjoso, además del aroma que aporta cada uno. Es una delicia.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

martes, 29 de marzo de 2011

PIMIENTOS DEL PIQULLO RELLENOS DE TORTILLA Y SALSA VERDE

DIA 279
Hola!!!!

Ayer volvía a preguntarme qué podría preparar hoy que fuera una entrada interesante y distinta para este blog, cuando me quedé fascinada con una receta que preparó el grandísimo Argiñano -al que profeso una gran admiración-. Viendo como preparaba el plato se me hacía la boca agua, y el resultado del emplatado era sencillamente fantástico, novedoso a la par de sencillo y lleno de vistoso color.
Una vez más, súper Arguiñano me hizo ver la luz sacándome de mi pequeño apuro. Al cocinar estos pimientos rellenos de tortilla de patata he comprobado que no solo posee un aspecto vistosísimo, sino que el sabor del conjunto con su salsa es sobrecogedor. Parece mentira como con procedimientos tan cercanos y usuales se pueden preparar comidas tan espectaculares. Una vez más compruebo que la belleza reside en la sencillez. Os recomiendo encarecidamente la preparación y posterior degustación este plato. Seguro que es un acierto para todos! Esta receta va dedicada a una gran amiga, una bellisima persona y una excelente prima. A mi querida Lisy!
Espero que os guste.


INGREDIENTES


8 Pimientos del piquillo.
2 Patatas grandes.
3 Huevos.
1 Cebolleta.
1/2 Pimiento verde.
1 Cucharada de harina de trigo.
1 Puñado de perejil fresco.
3 Dientes de ajo.
1/2 Copa de vino blanco.
1/2 copita de agua.
Aceite de oliva virgen extra.
Sal y pimienta.


PREPARACION


Lavamos, pelamos y cortamos en dados finos las patatas y reservamos.

Pelamos y cortamos en daditos la cebolleta y el medio pimiento verde.

En una sartén con abundante aceite de oliva virgen extra, cocemos a fuego muy suave el pimiento verde y la cebolleta.

Nota: Al cocer a fuego bajo las verduras tenemos la ventaja que aromatizan mucho más el líquido de cocción y evitamos que se quemen.

Al transcurrir unos 5 minutos y notar que el aceite está aromatizado y que la cebolleta ha empezado a cambiar un poco de color, subimos el fuego, vertemos las patatas y freímos hasta que estén doraditas y blandas.

Seguidamente, en un bowl batimos los huevos y salamos. Escurrimos las patatas en un colador para eliminar el exceso de grasa. Luego vertemos las patatas en el bowl de los huevos, mezclamos bien y rectificamos sal.

En una sartén bien caliente agregamos la mezcla y preparamos una tortilla. Cuando la tortilla esté lista, la pasamos a un vaso batidor y la trituramos bien, intentando que quede una masa muy cremosa.

Precalentamos el horno a 180ºC.

Agregamos la masa a una manga pastelera y rellenamos cada uno de los pimientos. Luego los colocamos en un molde metálico y llevamos al horno a 180ºC. Dejamos hornear hasta notar que están un poco doraditos (esto puede demorarse unos 10-12 minutos aprox).

Pelamos y cortamos finamente los dientes de ajo.

En una sartén agregamos unas 4 cucharadas de aceite de oliva y los ajos. Cocemos a fuego medio hasta que el ajo aromatice todo el aceite, seguidamente incorporamos la cucharada de harina de trigo y el vino blanco. Mezclamos bien y dejamos cocer a fuego muy mínimo. Salpimentamos.

Mientras tanto, trituramos el perejil con la media copa de agua. Cuando la salsa tenga el espesor deseado le vamos incorporando poco a poco el jugo del perejil sin dejar de mezclar. Dejamos al fuego hasta notar que todo el color es verde (uniforme) y tiene una textura de ligera cremosidad.

Rectificamos sal y pimienta.

Retiramos del fuego y reservamos.

Para emplatar colocamos una base de salsa de perejil y sobre esta los pimientos del piquillo rellenos de la deliciosa crema de tortilla.


Mi impresión es que este plato es un total descubrimiento. Me tiene completamente fascinada, acabo de terminar de comer y sigo teniendo hambre, jajajajajajaja. Os lo recomiendo sinceramente, es una de las comidas más deliciosas que he comido nunca.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

lunes, 28 de marzo de 2011

FAJITAS DE POLLO

DIA 278
Hola!!!!

Hoy investigando sobre la historia de las fajitas y tortillas mexicanas, he descubierto que: en el manuscrito " Historia general de las cosas de Nueva España", escrito por el fraile franciscano Bernardino de Sahún (1450-1590), menciona que la dieta azteca se basaba en el consumo del maíz y las tortillas, que solían acompañarse con una verdura típica de la zona llamada chile. Las fajitas están consideradas como una comida versátil ya que se puede rellenar de multitud de ingredientes. Por lo general se rellenan con frijoles negros, queso, carne, etc. Hoy las he preparado con pollo. La receta es realmente sencilla y deliciosa.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


5 Cucharadas de aceite de maíz o de girasol.
3 Cucharadas de jarabe de arce.
1 Cucharada de vinagre de vino tinto.
2 Dientes de ajo machados.
2 Cucharadas de orégano seco.
1 Cucharadita de chile chipotle molido.
4 Pechugas de pollo, deshuesadas y sin piel.
1 Pimiento rojo cortado en juliana.
1 Cebolleta.
8 Tortillas de harina templadas.
para acompañar:
1 Tomate cortado en dados.
2 Cucharadas de mayonesa.
1 Cucharada de mostaza dulce.
1 Cucharada de cebollino fresco recién cortado.


PREPARACION


En un bowl agregamos las cucharadas de aceite de girasol o de maíz, el jarabe de arce, el vinagre, el ajo, la cucharadita de chile en polvo y salpimentamos al gusto. Mezclamos bien todos los ingredientes.

Cortamos en tiras medianas las pechugas de pollo, luego los colocamos en el bowl donde tenemos el preparado. Mezclamos bien para que todo el pollo se impregne de la salsa y cubrimos el bowl con papel film transparente.

Dejamos macerar en la nevera durante unas 3 horas para que la carne se impregne del sabor del macerado.

Al transcurrir este tiempo, retiramos el pollo del refrigerador y mezclamos de nuevo para comprobar que toda la carne está impregnada de la salsa.

En una sartén bien caliente, agregamos un chorrito de aceite de girasol o maíz, seguidamente agregamos el pollo y doramos por todos sus lados a fuego medio.

Cortamos la cebolleta en juliana. Justo cuando notemos que el pollo está bien doradito, agregamos la cebolleta y el pimiento rojo. Salteamos un par de minutos.

Rectificamos sal, pimienta y chile.

En un cuenco pequeño, agregamos la mayonesa, la mostaza, una pizca de sal y el cebollino. Mezclamos bien hasta obtener una salsa homogénea y reservamos.

En cada torta, colocamos de base un poco de salsa blanca, sobre esta un poco de tomate y sobre este el pollo salteado. Si desean pueden agregarle un poco más de salsa blanca en lo alto del pollo.


Mi impresión es que esta comida es fascinante. La gastronomía Mexicana es muy amplia y super deliciosa. Esta comida tiene una especial mezcla de sabores ya que el pollo queda con un toque agridulce gracias al jarabe de arce, pero a la vez tiene un sabor picante aportado por el polvo de chile chipotle. La combinación del pollo salteado con el frescor del tomate es increíblemente delicioso. Este es un plato 10. Os lo recomiendo encarecidamente.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

domingo, 27 de marzo de 2011

GALLETAS RELLENAS DE FRESAS

DIA 277
Hola!!!!

Ayer preparé una mermelada de fresas, así que hoy he decidido incluirla para la elaboración de unas ricas galletitas de fresa.
Aparte de que hay que consumir la mermelada antes de que se ponga en mal estado -por supuesto no lleva ni conservantes ni colorantes ni nada que termine en "antes"- en los mercados he encontrado galletas de este tipo pero nunca sin azúcar. Por supuesto, y modestia aparte, estas que he preparado hoy están mucho más ricas que cualquiera que pueda comprar empaquetada, además tienen el valor añadido del esmero puesto a la hora de cocinarlas, y ni que decir tiene que son infinitamente más sanas.


INGREDIENTES


250 gr de harina de trigo.
225 gr de margarina.
1 Cucharada de fructosa.
1 Pizca de sal.
2 Cucharadas de agua fría.
Mermelada de fresas.


PREPARACION


Cernimos los 250 gr de harina de trigo.

En un bowl agregamos la harina de trigo, la mantequilla, la cucharada de fructosa, la pizca de sal y las cucharadas de agua.

Amasamos bien durante unos 5 minutos o hasta notar que están integrados todos los elementos utilizados.

Dejamos reposar la masa unos 20 minutos. Al transcurrir este tiempo, amasamos enérgicamente durante unos 6-8 minutos, luego extendemos con el rodillo.

Con un cortador de pastas cortamos la masa de la forma deseada (yo he utilizado una forma redonda, típica para galletas).

Aplanamos un poco el centro de cada galleta y rellenamos con la mermelada de fresas. Repetimos este mismo proceso hasta acabar con las galletas.

Seguidamente colocamos las galletas en el molde para hornear e introducimos en la nevera durante unos 30-35 minutos.

Precalentamos el horno a 180ºC.

Introducimos las galletas y dejamos hornear de 10-12 minutos.

Al transcurrir este tiempo, retiramos las galletas del horno y las colocamos sobre una rejilla para que se enfríen y adquieran la textura típica de galleta.


Mi impresión es que estas galletas están muy ricas. Como habéis notado, estas galletas son exageradamente fáciles de preparar y súper sanas. Son ideales para acompañar una buena taza de Té.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

sábado, 26 de marzo de 2011

MERMELADA DE FRESAS

DIA 276
Hola!!!!!

Cuando mis hermanos y yo eramos pequeños teníamos la suerte de comer mermeladas hechas en casa. Mi madre es muy buena cocinera y siempre esta velando por nuestra nutrición y alimentación. A mi madre los platos salados le quedan exquisitos, aunque realmente su fuerte es la repostería. Recuerdo perfectamente los sandwiches que llevábamos al cole rellenos con mermelada de fresa y mantequilla de cacahuetes, todo hecho en casa. Hoy recordando esta bonita etapa de mi niñez, he preparado una mermelada de fresas sin azúcar. Esta receta no tiene complicaciones, es sumamente fácil y muy sana.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


1 kg de fresas.
450 gr de fructosa.
100 ml de agua.
El zumo de un limón.


PREPARACION


Lavamos con mucho cuidado las fresas, las extendemos sobre un paño para que se sequen y seguidamente le retiramos con un cuchillo el rabillo.

Vertemos las fresas en una cazuela junto con la fructosa, el zumo de limón y los 100 ml de agua. Tapamos la cazuela y dejamos macerar durante unas 12 horas.

Al transcurrir este tiempo las cocemos a fuego bajo. Esto tomará una hora más o menos.

Pasado el tiempo de cocción las trituramos.

Llevamos de nuevo la mermelada al fuego y dejamos hervir a fuego muy lento hasta notar que adquiere espesor.

Nota: Si desean que la mermelada esté más dulce, pueden agregarle más fructosa o edulcorante líquido.

Para saber el espesor que se va obteniendo mediante la cocción, podemos poner una gota en un plato, luego lo inclinamos: cuando la mermelada no se deslice es el momento de retirar la cacerola del fuego. Este experimento nos ayuda a saber si la mermelada está en su punto de espesor.

Esterilizamos los tarros de cristal a utilizar. Este paso es muy importante ya que ayudará a la conservación de la mermelada.

Cuando la mermelada esté templada la vertemos en los tarros de cristal donde la vamos a guardar. Luego esperamos a que esté bien fría y tapamos, seguidamente refrigeramos.

Nota: Esta mermelada también se puede hacer con edulcorante líquido, quedará mucho más ligera y su espesor será mas suave.


Mi impresión es que esta mermelada además de hacerme recordar momentos felices de mi infancia y abrirme ferozmente el apetito, es un dulce excelente, maravilloso, cremoso, sutil y exquisito. Mi marido esta feliz; justo en este momento él está comiéndose unas tostadas con esta mermelada de fresas.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

viernes, 25 de marzo de 2011

ALUBIAS PINTAS CON VERDURITAS SOFRITAS

DIA 275
Hola!!!!

La alubia pinta o fríjol es originaria del área México-Guatemala. En estos países se encuentra una gran diversidad de variedades tanto en forma silvestre como en forma de cultivo de este grano. Su alto contenido de hierro, elemento vital para el buen desarrollo cerebral en los pequeños, ayuda a corregir desórdenes biliares, gota, enfermedades reumáticas, disminuye la tasa de colesterol y es eficaz contra la anemia. El fríjol es una alubia con forma de riñón, perteneciente a una familia de leguminosas de gran tamaño. Esta alubia tiene la ventaja de conservar su forma una vez cocinado.
Hoy he preparado estas alubias pintas con un sofrito hecho a base de ñoras, ajos, tomate y cebolla, con un agradable toque a comino.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


1/4 de kg de alubias pintas.
5 Tomates.
2 Ñoras.
3 Dientes de ajo.
1 Cebolla.
1 Cucharada de comino en grano.
5 Cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
1 Puñadito de cilantro fresco.
1 Pizca de chile molido.
Sal y pimienta al gusto.


PREPARACION


La noche anterior colocamos en remojo las alubias para que se hidraten y faciliten la cocción al día siguiente.

En una cazuela grande con abundante agua agregamos las alubias junto con un diente de ajo, media cebolla, una ñora sin semillas y media cucharada de comino recién molido.

Cocemos a fuego medio hasta que estén blandas. La cocción si no se hace en la olla rápida podrá durar un par de horas hasta conseguir que las alubias consigan estar blanditas.

Pelamos y cortamos en dados los ajos y la media cebolla. Cortamos también en dados los tomates y reservamos.

En una sartén bien caliente tostamos la cucharada de comino en grano. Cuando notemos que empieza a desprender su fragancia y que se esta dorando, lo retiramos de la sartén y lo incorporamos a la olla donde tenemos las alubias.

En esa misma sartén agregamos 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra y doramos la ñora seca y la que hemos utilizado en la cocción de los granos. Sofreímos bien y seguidamente cuando esté doradita las pasamos a un vaso batidor, trituramos y reservamos.

En una sartén agregamos el aceite de oliva virgen extra y sofreímos las verduritas hasta pocharlas. Salpimentamos el sofrito y le incorporamos la pizca de chile en polvo y las ñoras trituradas. Rehogamos un par de minutos y vertemos a la olla de las alubias.

Cocemos a fuego medio durante 10 minutos. Rectificamos sal y pimienta.

Elegimos el plato a utilizar y vertemos allí una buena cantidad de estas deliciosas alubias pintas. Para finalizar, espolvoreamos con cilantro fresco.


Mi impresión es que estas alubias además de estar cremosas, con un exquisito toque de picante y el frescor que le aporta el cilantro fresco son una gozada autentica. Además este plato se puede acompañar con un rico arroz blanco aromatizado con ajo y queda una comida deliciosamente buena, completa y muy sana.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

jueves, 24 de marzo de 2011

CHAMPIÑONES AL VINO BLANCO

DIA 274
Hola!!!!!!

Mi esposo lleva días pidiéndome que le prepare champiñones al vino y mi respuesta era "la semana que viene", pero resulta que nunca llegaba esa semana, jeje. Hoy he preparado estos champis ya que me sobraron como unos 200 gr de los que compré para el risotto. Lo gracioso de este plato es que fué mi esposo quien me enseñó a prepararlos hace ya muchos años. En alguna ocasión os he comentado la extrema debilidad que tenemos por los hongos (setas). Las hemos comido de diferentes maneras, pero esta forma de prepararlos es particularmente sencilla, rápida y super deliciosa.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


200 gr de champiñones.
75 gr de jamón serrano.
50 ml de vino blanco.
2 Dientes de ajo.
1 Manojo de perejil.
1 Pizca de pimentón dulce.
1 Pizca de pimentón picante.
4 Cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.
Sal y pimienta al gusto.

PREPARACION


Lavamos, secamos y cortamos la punta del tallo de cada uno de los champiñones y reservamos.

Pelamos y cortamos finamente los ajos.

Cortamos en laminas finas los champiñones.

En una sartén agregamos las cucharadas de aceite de oliva virgen extra y llevamos al fuego. Cuando la sartén esté bien caliente agregamos los champiñones y sofreímos a fuego fuerte durante unos 5 minutos o hasta notar que empiezan a dorarse.

Seguidamente incorporamos los ajos y la mitad del jamón previamente troceado. Dejamos sofreír unos 5 minutos más, luego le agregamos el vino blanco, la pizca de pimentón dulce, la pizca de pimentón picante y salpimentamos al gusto.

Cocemos hasta notar que se ha evaporado casi todo el vino y que en el fondo de la sartén queda un caldo concentrado y muy aromático.

Elegimos el plato a utilizar y colocamos una buena ración de champiñones al vino blanco, decoramos con un poco del jamón sobrante y espolvoreamos en lo alto de perejil fresco recién cortado.


Mi impresión es que este plato es maravilloso. Además de tener un sabor celestial, sirve tanto de aperitivo como entrante o plato principal. También es sumamente versátil ya que se puede elaborar de diferentes maneras.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

miércoles, 23 de marzo de 2011

SORPRESA DE CHISTORRA EN HOJALDRE

DIA 273
Hola!!!!

Como os he comentado en alguna ocasión, a mi esposo y a mi nos gusta mucho visitar sitios nuevos y conocer la gastronomía de la zona. En una ocasión visitamos un maravilloso restaurante de la ciudad en las que nos pusieron de entrante el plato que he preparado hoy. No nos imaginábamos como sería el sabor y la consistencia, pero al probarlo quedamos encantados y decidimos repetir en poco tiempo.
Esta comida es sumamente sencilla, se sirve por lo general como aperitivo ( se presenta cortado en trozos de no mas de 1 cm). Usualmente se sirve sólo, pero yo lo he preparado con una ensalada de canónigos aderezada con vinagre de frambuesas y uvas pasas.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


2 Chistorras frescas.
1 Lámina de masa de hojaldre.
100 gr de canónigos.
1 Cucharada de uvas pasas.
1 Cucharada de vinagre de frambuesa.
1 Cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
1 Huevo.
Sal al gusto.


PREPARACION


Precalentamos el horno a 200ºC.

Con la ayuda de un rodillo, extendemos la masa de hojaldre hasta que esté bien fina y reservamos.

En una sartén bien caliente doramos por todos sus lados las 2 chistorras. Cuando estén ligeramente doradas, las retiramos del fuego y dejamos templar.

Seguidamente colocamos una chistorra sobre una esquina de la masa de hojaldre y cuidadosamente la vamos enrollando hasta cubrir toda la chistorra. Sellamos bien la parte superior y la parte inferior de la masa con un poco de agua. Repetimos este mismo procedimiento con la otra chistorra.

Nota: Si os sobra masa de hojaldre la podéis guardar en una bolsa de congelados y guardar en el congelador para cuando necesiten usarla.

Cascamos el huevo en una taza y batimos, cuando notemos que la yema está mezclada con la clara, pintamos el hojaldre por toda su superficie.

Introducimos las sorpresas de chistorra al horno y dejamos cocer unos 12 minutos.

Al transcurrir este tiempo, retiramos del horno y cortamos la sorpresa en tres trozos.

En un bowl agregamos los canónigos, las pasas y aderezamos con el vinagre de frambuesa, el aceite de oliva virgen extra y salamos al gusto.

Elegimos el plato a utilizar, colocamos de base la ensalada de canónigos y sobre esta las sorpresas de chistorra.


Mi impresión es que esta es una comida un poco pesada, no debe consumirse con frecuencia, pero el sabor es buenísimo. Esta comida esta especialmente concebida para disfrutarla entre amigos.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

martes, 22 de marzo de 2011

RISOTTO CON CHAMPIÑONES

DIA 272
Hola!!!!

Hoy he recreado una receta que cocinada por un gran cocinero televisivo genial y dicharachero.
Siempre había querido preparar risotto, pero su preparación requiere de queso y este es especialmente repudiado por mi esposo. Ayer mismo la solución perfecta: un delicioso risotto que no necesita queso y en el que se utilizan riquísimos champiñones. Me pareció tan rico rico, esclarecedor para mi especial situación queseril y la presentación del plato televisivo quedó tan bonita que hoy para almorzar he decidido cocinarlo casi al dictado. Os lo detallo con mis variantes particulares esperando que lo disfrutéis tanto como yo.


INGREDIENTES


450 gr de champiñones.
150 gr de arroz.
1 Cebolleta.
2 Dientes de ajo.
1 Carcasa de pollo o pavo.
2 Huevos.
1 Cucharada de concentrado de buey.
Agua (cantidad suficiente para hacer el caldo. 2 lts aprox)
1 Cucharada de vinagre.
1 Puñado de perejil.
4 Cucharadas generosas de aceite de oliva virgen extra.
Sal y pimienta al gusto.


PREPARACIÓN


En una cazuela con abundante agua salada ponemos a cocer la carcasa de pollo con un buen puñado de perejil. Dejamos hervir durante unos 20-25 minutos. Al transcurrir este tiempo colamos el caldo y reservamos en caliente.

Pelamos y cortamos finamente los dientes de ajo y la cebolleta. En una cazuela amplia agregamos unas 4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra y rehogamos la cebolleta y los ajos a fuego medio hasta notar que empiezan a adquirir un ligero color dorado.

Cortamos en 4 trozos cada champiñon y los agregamos a la cazuela del sofrito. Rehogamos durante unos 10-12 minutos a fuego medio. Seguidamente agregamos el arroz junto con la cucharada de concentrado de buey. Rehogamos un par de minutos.

Luego vamos incorporando poco a poco el caldo (este debe estar bien caliente para que no corte el proceso de cocción) y vamos removiendo con la ayuda de una cuchara de madera.

Nota:Si removemos mientras que agregamos el caldo, el arroz empieza a ir soltando la fécula que es lo que nos aportará el espesor necesario para que este plato sea un
risotto.

Salpimentamos.

Seguimos añadiendo el caldo poco a poco y sin dejar de remover. La cocción se prolongará de 18 a 22 minutos. Es importante ir mezclando y agregar caldo cada vez que notemos que se empieza a consumir el líquido de cocción.

Rectificamos sal y pimienta.

En una cazo agregamos abundante agua, una pizca de sal y una cucharada de vinagre. Cuando empiece a hervir cascamos los huevos y los escalfamos a fuego medio durante unos 4 minutos. Al transcurrir este tiempo los retiramos rápidamente y los reservamos en un plato.

Elegimos el plato a utilizar y colocamos el arroz en el centro del plato y en lo alto colocamos el huevo escalfado.


Mi impresión es que este arroz es super cremoso, no se hecha de menos el queso. Este plato es ideal para las personas que como a mi marido el queso no les agrada.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE


lunes, 21 de marzo de 2011

SALMOREJO

DIA 271
Hola!!!!

Hoy es oficialmente Primavera!. Esta época del año es maravillosa. El ambiente se llena de fragancias florales. Todo está impregnado de multitud de colores, aromas y alegría, por lo que no hay nada mejor para celebrar esta temporada que con un delicioso salmorejo. Este plato es sumamente fácil, además es una receta ligera que aporta una gran cantidad de nutrientes. Los ingredientes básicos son el pan, tomates bien maduros y nuestro oro líquido: Aceite de oliva virgen extra.
Esta es la primera vez que preparo el salmorejo, pero estoy maravillada con el resultado final.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


4 Tomates bien maduros.
300 gr de pan del día anterior.
1 Diente de ajo grande.
150 ml de aceite de oliva virgen extra.
1 Cucharada sopera de vinagre de vino.
3 Huevos duros.
50 gr de jamón serrano.
Sal al gusto.


PREPARACION


Lavamos, pelamos y troceamos los tomates.

Cortamos en dados el pan. Pelamos y cortamos en mitad el diente de ajo.

En una jarra agregamos los tomates, el diente de ajo, los 150 ml de aceite de oliva virgen extra, la cucharada de vinagre y la cantidad de sal deseada. Trituramos bien durante unos minutos hasta obtener una crema ligeramente espumosa.

Seguidamente vamos incorporando el pan poco a poco sin dejar de triturar. El resultado obtenido deberá ser una crema fina y espesa.

Nota: Si no os gusta el salmorejo tan espeso podéis agregarle un poco de agua fría.

Cortamos el jamón en trozos pequeños al igual que los huevos y reservamos.

Elegimos el plato a utilizar y vertemos allí una buena cantidad de salmorejo. Decoramos con el huevo y en lo alto de éste el jamón. Si desean pueden rociar por lo alto un poco de aceite de oliva virgen extra.


Mi impresión es que no hay nada mejor para disfrutar de un almuerzo durante un bello día soleado que una buena taza de salmorejo. Este es un excelente alimento que tiene la ventaja de gustarle a los grandes y a los pequeños.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

domingo, 20 de marzo de 2011

YOGOURT CASERO

DIA 270
Hola!!!!!!

¡Vaya, que rápido está pasando el tiempo! Ya voy por el día 270, lo que quiere decir que me restan sólo 95 días para culminar este reto culinario. Estoy muy contenta de disfrutar de esta experiencia. Cada día descubro algo nuevo y eso me encanta. Hoy recurro de nuevo a las recetas de mi madre: he preparado un delicioso yogourt natural en 2 modalidades, uno es sólo yogourt blanco y otro con manzana. Este alimento es sumamente fácil de preparar, además tiene la ventaja que se puede preparar con frutas naturales, jaleas, etc.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


1 Lts de leche entera.
1 Yogourt sin azúcar y natural (200 gr aprox).
1 Manzana.
Edulcorante líquido al gusto.


PREPARACION


En una cazuela grande agregamos la leche y la llevamos al fuego. Cuando la leche empiece a hervir la retiramos del fuego .

Pelamos y cortamos en daditos muy finos la manzana.

En una olla de presión agregamos unos 100 ml de agua, la llevamos al fuego tapada y con la válvula puesta y la dejamos girar durante minuto y medio.

Seguidamente agregamos el yogourt natural a la cazuela en la que tenemos la leche caliente. Mezclamos bien para que se integre bien la leche con el yogourt.

Llenamos la mitad de las tarrinas (o envases) con la mitad de la preparación. A la mitad restante le agregamos edulcorante al gusto y los trozos de manzana. Mezclamos bien y rellenamos las tarrinas con la preparación restante.

Retiramos el agua de la olla xpress.

Tapamos las tarrinas o envases donde hemos decidido agregar el yogourt. Seguidamente introducimos cada una de las tarrinas dentro de la olla xpress y la tapamos. Luego dejamos reposar los yogoures dentro de la olla en un sitio templado durante unas 5 horas.

Al transcurrir este tiempo retiramos los yogoures de la olla y los introducimos en la nevera para que estén bien fresquitos antes de comerlos.


Mi impresión es que el yogourt es maravilloso en todas las maneras si lo hacemos nosotros mismos más aun. El yogourt que está hecho con los trozos de manzana tiene un sabor suave y un dulzor sutil. Me fascina sentir los trozos delicados de la manzana junto con la fascinante cremosidad del yogourt.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

sábado, 19 de marzo de 2011

TARTA DE QUESILLO

DIA 269
Hola!!!!!

Este postre me trae muchísimos recuerdos de cuando era pequeña. Mi madre solía prepararlo el viernes por la noche para poder comerlo al día siguiente en el almuerzo. En mi casa se acostumbra que los sábados se reuna la familia para poder comer juntos y comentar las anécdotas de la semana. Hablamos de como nos ha ido en las clases del cole o en la universidad, en el trabajo, etc. Pasamos un maravilloso día disfrutando en familia. La anfitriona es quien se encarga de preparar el almuerzo y los invitados (también familia) se encargan de llevar el postre y el pan; es entonces cuando mi madre hace gala de este maravilloso postre que nos cautiva a todos: Tarta de Quesillo. A lo largo de las entradas he preparado una gran variedad de bizcochos y mas de un quesillo (postre típico venezolano). La receta de hoy es una mezcla de ambos y os aseguro que es riquísimo.
Su elaboración es algo dificultosa ya que se trata de dos postres en uno, pero vale la pena ya que el resultado final es formidable.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


Para el quesillo:
6 Huevos.
1/2 litro de leche.
300 gr de fructosa.
6 Cucharadas grandes de leche en polvo.
3 Cucharadas de ron.
1 Cucharada de esencia de vainilla.
Nata montada con edulcorante para decorar.
Para el bizcocho:
4 Huevos.
150 gr fructosa.
1 Cucharada de esencia de vainilla.
100 gr de mantequilla derretida.
15 gr de polvo de hornear (levadura).
200 gr de harina de trigo.


PREPARACION


En una jarra grande agregamos los huevos y batimos bien hasta que se forme un líquido espumoso y notemos que haya duplicado su volumen.

Seguidamente incorporamos 250 gr de fructosa, batimos y a la vez vamos agregando la leche líquida poco a poco. Luego incorporamos la leche en polvo, el ron y la esencia de vainilla. Batimos bien hasta notar que la crema está homogénea.

Para preparar el caramelo agregamos en un cazo pequeño los 50 gr de fructosa restante y unas tres cucharadas de agua, dejamos cocer a fuego medio hasta que notemos que empieza a tener un color ámbar.

Precalentamos el horno a 180ºC.

Elegimos el molde a utilizar, vertemos en este el caramelo y seguidamente incorporamos la crema.

Horneamos a baño maría durante unos 15 minutos.

Mientras transcurren los 15 minutos del horneado del quesillo vamos preparando el bizcocho.

En un bowl agregamos los huevos junto con la levadura en polvo y los montamos bien. Seguidamente agregamos la fructosa y seguimos batiendo hasta obtener una textura cremosa.

Derretimos la mantequilla y la vamos incorporando poco a poco a la preparación pero sin dejar de batir, luego le agregamos la cucharada de vainilla.

Cernimos la harina y la vamos incorporando a la preparación poco a poco. Mezclamos con una cuchara de madera dando unos movimientos envolventes para que le entre aire.

Al transcurrir el tiempo de horneado del quesillo (15 minutois) vertemos con mucho cuidado la masa del bizcocho en la superficie del quesillo, intentando que no se mezcle con la otra crema.

Horneamos a 170ºC durante unos 35-40 minutos o hasta notar que está hecho. Para verificar que la tarta de quesillo está cocida debemos introducir un cuchillo o un palillo en la tarta, si este sale seco es por que está hecha, si sale untado habrá que dejarlo unos minutos más al horno.

Transcurrido el tiempo de cocción, retiramos del horno y dejamos reposar a temperatura ambiente durante 1 hora, luego lo introducimos al refrigerador durante un par de horas. Al transcurrir este tiempo podemos desmoldarlo y servir.


Mi impresión es que la suavidad de quesillo y lo esponjoso del bizcocho son maravillosos. Son 2 postres en uno y no tengo palabras para describir lo bueno que está, solo os animo aprobarlo.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

viernes, 18 de marzo de 2011

PAN DE OREGANO

DIA 268
Hola!!!!!

Desde hace algún tiempo he empezado a introducirme en el fascinante mundo del pan. En este alimento he visto infinidad de variantes, pero una de las que ha llamado poderosamente mi atención es el pan con orégano. Su elaboración es muy sencilla; lo único malo es el tiempo de espera en el que la levadura tiene que hacer el trabajo de fermentar la masa para que pueda elevar su volumen aunque esto es indispensable en la receta de cualquier pan ya que de esto practicamente depende su éxito. Así que hoy he preparado pan con orégano. Se trata de un complemento ideal para acompañar cualquier ensalada, pasta, sopa, etc.
Espero que os guste.


INGREDIENTES


1 Kg de harina de trigo.
50 gr de levadura prensada.
150 gr de mantequilla o margarina.
2 Cucharadas de orégano.
1 Pizca de fructosa.
1/2 Cucharadita de sal.
75 ml de leche tibia.
Aceite de oliva virgen extra.


PREPARACION


En un cazo agregamos la mantequilla, la llevamos al fuego y dejamos que se derrita lentamente.

En un bowl grande agregamos la levadura y vertemos la leche tibia, mezclamos bien hasta que la levadura se integre perfectamente con la leche. Seguidamente agregamos la mantequilla derretida ( es importante que tanto la mantequilla como la leche estén calientes ya que eso ayudará a que la levadura haga su labor correctamente), la sal, la pizca de fructosa y el orégano.

Mezclamos bien todos los elementos y vamos agregando poco a poco la harina de trigo previamente tamizada. Amasamos enérgicamente durante unos minutos hasta notar que hemos conseguido una masa totalmente homogénea. Hacemos una bola con la masa y la dejamos dentro del bowl.

Nota: Si notamos que le hace falta un poco más de líquido agregamos algo más de leche, pero esta debe estar caliente para que no corte el proceso de fermentación de la levadura.

Cubrimos el bowl con un paño y dejamos reposar la masa durante una hora en un lugar donde no exista corriente de aire.

Al transcurrir este tiempo, amasamos sin parar durante unos 10 minutos.

Damos la forma deseada a nuestro pan. Esta puede ser redonda, como barra o como prefieran. Dejamos reposar la masa durante 1 hora más.

Precalentamos el horno a 180ºC.

Colocamos el pan en la bandeja y horneamos durante unos 30-35 minutos.

Cuando notemos que el pan está hecho, lo retiramos del horno. Humedecemos una brocha en un poco de aceite de oliva virgen extra y pintamos la superficie del pan. Si desean pueden espolvorearle un poco más de orégano en lo alto.


Mi impresión es que este pan esta delicioso tanto para comerlo sólo como para acompañarlo con paté, ensaladas...o con lo que queráis.

A Disfrutar!!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE


jueves, 17 de marzo de 2011

MUSLOS DE POLLO HERVIDOS CON VERDURAS AL VAPOR Y SALSA HOLANDESA

DIA 267
Hola!!!!!!

Ayer preparé salsa holandesa y os comenté que esta salsa se utiliza básicamente para acompañar verduras crudas o al vapor, carnes cocidas (hervidas) o pescado. Así que hoy he preparado el acompañamiento de la salsa; He hecho unos muslitos de pollo hervidos con verduras al vapor y lo he bañado con esta maravillosa salsa. Esta receta es sumamente sencilla, no hace falta utilizar aceite ni casi nada de sal ya que la grasa y el sazón se lo aporta la salsa.
Espero que os guste tanto como a mí.


INGREDIENTES


2 Muslos de pollo grandes.
2 Zanahorias.
2 Patatas.
2 Dientes de ajo.
1 Brocoli pequeño.
1/2 Cebolla.
1 Rama de apio.
1 Pizca de sal (si lo desean).
1 Puñado de canónigos.
Salsa holandesa al gusto.
Pimienta al gusto.


PREPARACION


Limpiamos bien cada muslo de pollo. Retiramos la piel y el exceso de grasa.

En una cazuela agregamos abundante agua junto con los 2 dientes de ajo, la media cebolla, la rama de apio y una pizca de sal si lo desean. Cuando esté el agua en ebullición, agregamos los muslos de pollo y los dejamos cocer a fuego medio durante unos 20 minutos o hasta notar que están bien hechos.

Pelamos las zanahorias, las cortamos (más o menos con unos 3 cm de grosor) y con la ayuda de un cuchillo (una puntilla) las vamos torneando hasta obtener la forma deseada.

Lavamos, pelamos y cortamos las patatas con un cortador cilíndrico o circular (esto es para darles unas formas diferentes y atractivas a la vista).

Lavamos bien el brocoli con abundante agua y un poco de vinagre.

En una olla para cocinar al vapor, agregamos abundante agua y cuando esté hirviendo colocamos las verduras sobre la rejilla. Cocemos hasta que estén al dente, luego retiramos y reservamos.

Nota: El brocoli estará listo antes que las patatas y las zanahorias, así que debemos estar atentos al tiempo de cocción. La manera más fácil de saber si el brocoli esta es su punto es introducirle la punta de un palillo, si esta entra con facilidad el brocoli esta hecho.

Para emplatar elegimos el plato a utilizar, colocamos en el centro el muslo de pollo, bañamos con la salsa holandesa y decoramos con las verduras al vapor y los canónigos.


Mi impresión es que este plato es completamente maravilloso. La combinación del pollo con las verduras al vapor consiguen resaltar de manera alucinante el sabor de la salsa. Este plato es una completa gozada.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

miércoles, 16 de marzo de 2011

SALSA HOLANDESA

DIA 266
Hola!!!!!

La salsa holandesa es probablemente la más famosa de todas las salsas. Está hecha a base de yemas de huevo, zumo de limón y mucha mantequilla. Tiene un aroma increíble y una textura súper aterciopelada. Esta maravillosa salsa sirve para acompañar especialmente el pollo hervido, las verduras crudas, las patatas hervidas, etc.
Revisando el libro de Julia Child he conseguido la receta de esta salsa. Ella la explica de una manera muy sencilla haciendo también algunas salvedades con respecto a su consumo. Si sobra algo de salsa deberá refrigerarse un tiempo máximo de 2 días, ya que contiene huevo. Yo recomiendo congelarla para así reutilizarla. Si la salsa se congela al momento de calentarla se deberá hacer agregándole un par de cucharadas soperas de agua fría y calentarla poco a poco a baño maría sin dejar de remover con unas varillas. Ya calentada de nuevo no deberá volver a congelarse.
Espero que os guste esta maravillosa salsa. Ya me contareis.


INGREDIENTES


250 gr de mantequilla.
4 Cucharadas soperas de agua.
1 Pizca de pimienta.
4 Yemas de huevo.
El zumo de medio limón.
Sal al gusto.


PREPARACION


Clarificamos la mantequilla y la decantamos.

En un bowl metálico o de cristal grande, agregamos las cucharadas soperas de agua, la pizca de pimienta, las yemas de huevo y salamos al gusto.

Mezclamos bien con la ayuda de una batidora manual. Seguidamente colocamos el bowl sobre una cazuela con agua hirviendo ( a baño maría), y montamos la salsa hasta obtener una textura muy cremosa y espumosa.

Retiramos la crema del fuego y le vamos agregando poco a poco la mantequilla clarificada sin dejar de batir.

Nota: Es importante batir energicamente, aunque eso signifique una fuerte dolencia en el brazo ya que de eso dependerá el éxito de nuestra salsa!

Seguidamente rectificamos sal y pimienta y añadimos el zumo de limón. Mezclamos hasta que el zumo se integre completamente con la salsa.

Cuando esté lista, elegimos la salsera donde la presentaremos y servimos inmediatamente.


Mi impresión es que esta salsa es sumamente sutil, muy suave, exquisita, inigualable y cualquier otro adjetivo similar. Es una salsa que merece ser probada. Os la recomiendo encarecidamente.

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE